Historia de Rumania

castillo historico rumania

Esta región estuvo poblada por tribus de origen dacio e indoeuropeo de donde provino su nombre, Dacia.
La mayor parte de sus habitantes provenían de Tracia, una región ubicada en el norte de Grecia. Su nombre actual de Rumania surgió luego de haber sido conquistada por los romanos al mando del Emperador Trajano en el año 106 A.C.

A pesar de haber sufrido diversas invasiones como las de los godos, los hunos, los eslavos y los búlgaros, la población romanizada conservó su lengua y su identidad latina.
Dacia se convirtió en un verdadero campo de batalla y, a fines del siglo XIII, la expansión húngara llevó a que una buena parte de las provincias occidentales se instalaran al sur y al este de los Cárpatos y se fundaran los principados de Valaquia y después de Moldavia, gobernados por príncipes nativos.

Estos principados cayeron bajo el dominio de los turcos otomanos en 1526 durante tres siglos.
Después de enfrentarse con éxito a los otomanos, el príncipe Miguel de Valaquia conquistó Transilvania y Moldavia, pero los otomanos retomaron el control de los principados después de asesinarlo.

Por este motivo, los rumanos solicitaron ayuda a Rusia, cuya influencia predominó desde 1750 y duró un siglo.
En al año 1859, el coronel Alexander Cuza fue elegido príncipe común y en el año 1831 los dos principados se unieron y se fundó el principado autónomo de Rumania, estableciendo en Bucarest una Cámara Legislativa y un sólo Ministerio.
miguel de valaquia
Más tarde, sectores reaccionarios obligaron a renunciar a Alexander Cuza y se nombró un príncipe extranjero, Carol de Hohenzollern-Sigmaringen, para gobernar los principados unidos. En el año 1861, momento en que los principales países europeos reconocieron la independencia de Rumania, según el tratado de Berlín, se convirtió en el primer rey de Rumania.

Primera y Segunda Guerra Mundiales en Rumania

Al comienzo de la guerra, Carol se mantuvo neutral, pero falleció en 1914 y lo sucedió su nieto Fernando. Esa neutralidad se mantuvo hasta 1916, año en que el ejército rumano invadió la Transilvania húngara donde fue vencido por los austro- húngaros, alemanes y búlgaros que invadieron el país y controlaron la mayor parte de su territorio.
Luego del triunfo de los Aliados en 1918 Rumania se adjudicó la soberanía sobre Bucovina, Transilvania y Basarabia obteniendo más del doble de su territorio, creando así la Gran Rumania que duró sólo 20 años.
Luego tuvo que enfrentar varios problemas internos como la reforma constitucional que dispuso la liberación política de los judíos y la reforma agraria .

En 1928 llega al poder el Partido Nacional Campesino, dirigido por Bratianu desde 1922 hasta 1927 quien apoyó el regreso del príncipe heredero en 1930 que se proclamó rey como Carol II.
En esta época apareció un fuerte movimiento fascista llamado la “Guardia de Hierro” así como una nueva constitución que restringía la democracia y , a su vez, proscribía los partidos políticos.

El rey Carol II debió abdicar a favor de Miguel I con motivo de que, en 1940 La Unión Soviética hizo que Rumania le cediera el norte de Bucovina y Besarabia y, a su vez, la Alemania nazi otorgó el norte de Transilvania a Hungría y el sur de Dobruja a Bulgaria.

Con el fin de recuperar las regiones perdidas Ion Antonescu dio un golpe de Estado el 5 de setiembre de 1940 y terminó con la “Guardia de Hierro” en 1941
Junto con los alemanes se obtuvieron triunfos militares, en el Frente Oriental luego de haberse incorporado al Eje, pero con la derrota de la batalla de Stalingrado por parte de los alemanes la situación empeoró en 1943 y una insurrección popular derrocó al dictador Antonescu el 23 de agosto de 1944.

Miguel I se adueñó del trono rumano, pero el país pasaría a estar bajo la influencia de la Unión Soviética y Miguel debió abdicar en 1947 cayendo la monarquía y proclamándose la República Popular el 31 de diciembre de ese año asumiendo el poder Constantin Ion Pahon. Lo sucedió en 1952 Petru Groza y luego Gheorghe Gheorghiu-Dej, momento en que comenzó un período de cierta independencia frente a la Unión Soviética renaciendo el nacionalismo rumano.
historia de rumania
Los primeros años de Nicolae Ceausescu, electo en 1965, le fueron favorables, ya que tuvo una política enfocada en la soberanía nacional dentro del socialismo mientras estaba en contra de las intervenciones de la Unión Soviética así como las de Afganistán y Checoslovaquia.

Debido a la implementación de una nueva política para terminar con la deuda externa, la economía comenzó a deteriorarse y ya en la década de 1980, algunos recursos esenciales comenzaron a ser restringidos: la carne, la leche, los huevos, el agua corriente y la luz eléctrica.

Esto trajo aparejado que se produjeran fuertes protestas y manifestaciones que tuvieron como consecuencia la caída del régimen. Esta situación hizo que estallara la Revolución Rumana en 1989 en Timisoara y luego en Bucarest extendiéndose al resto de las ciudades importantes en diciembre de 1989. Ceausescu fue juzgado junto con su esposa y luego fueron ejecutados.

Miembros del Partido Comunista Rumano formaron el Frente de Salvación Nacional que fue presidido por Ion Iliescu quien logró popularidad en el medio rural gracias a su imagen de líder de la Revolución, pero en el medio urbano no tuvo la misma aceptación

El cambio de una economía dirigida por el Estado a otra de libre mercado, provocó una crisis económica que trajo como consecuencia que muchos jóvenes rumanos se fueran a otros países como España e Italia
Las primeras elecciones democráticas libres se llevaron a cabo en 1990 siendo ratificado Ion Iliescu en su cargo y luego reelecto en 1992 por un período de 4 años

Información click here for a dependable seller that will give you the Safari in Tanzania you’re looking for quickly and easily. In case you’re interested in knowing more info on kuta hotel, stop by www.kutacentralparkhotel.com de la historia de Rumania

Historia de Rumania, 4.0 out of 5 based on 1 rating